Somos Familia Marista


Somos Familia Marista

Torneo José Luis Sahagún

Para educar hay que amar

Todo a Jesús por María

Un corazón una misión
Close Panel
Home
  • Calendario de Semestrales Junio 2016




     

    Descargar calendario



     

  • XXIEl Capítulo general es una asamblea representativa de todo el Instituto. Expresa la participación de todos los hermanos en su vida y misión. Te presentamos aquí su historia.

    Nuestras Constituciones y Estatutos nos dicen que «el Capítulo general es una asamblea representativa de todo el Instituto. Expresa la participación de todos los hermanos en la vida y en la misión del Instituto, así como su corresponsabilidad en el gobierno. El Capítulo ejerce la autoridad suprema extraordinaria».El Capítulo general ordinario tiene las funciones siguientes:elegir al hermano Superior general, al hermano Vicario general y a los miembros del Consejo general, según el derecho propio;estudiar los asuntos de mayor importancia relacionados con la naturaleza, fin y espíritu del Instituto y promover la renovación y adaptación del mismo, salvaguardando siempre su patrimonio espiritual;elaborar estatutos para todo el Instituto;proponer a la SantaSede eventuales modificaciones de algún punto de las Constituciones.

    Por lo tanto, un Capítulo es, ante todo y sobre todo, una reunión de hermanos. Dejando eso claro, añadiremos que nada impide que pueda ampliarse el campo de consultas durante el proceso de preparación, ni se excluye la presencia de consultores, observadores y otras personas, en las sesiones capitulares, cuando dicha presencia pueda servir de apoyo a la tarea que se tiene entre manos. Con estos mismos criterios, los miembros del XX Capítulo general autorizaron al Superior general y su Consejo a invitar a varias personas al Capítulo. De todos modos, el número de éstas no puede exceder del 15% del número total de capitulares. El Superior general y su Consejo deben dialogar con la Comisión preparatoria para determinar la naturaleza de la participación de los invitados y fijar el período de tiempo en que se hallarán presentes. En todo caso, el derecho de voto en la toma de decisiones del Capítulo queda reservado a los hermanos capitulares.

    En segundo lugar, un Capítulo general es una reunión de los hermanos y no sólo de superiores del Instituto. Por consiguiente, el número de los delegados mediante elección debe sobrepasar en 15 el número de los delegados que lo son por derecho. Los miembros del Capítulo, bien sea juntos como asamblea o bien a través de las comisiones que se suelen formar para realizar los trabajos capitulares, pueden buscar, si es preciso, la ayuda de expertos a fin de llevar a cabo las tareas que les corresponden.

  • El 23 de julio de 1816, al día siguiente de su ordenación, un grupo de jóvenes sacerdotes, llenos de ilusión, se encamina hacia el Santuario de Fourvière, en Lyon.

    Bicentenary A los pies de Nuestra Señora, en la capilla pequeña que tengo detrás, hacen su promesa de constituir la Sociedad de María.

    En 2016 celebraremos los 200 años de esa promesa. Por eso, el segundo año, desde julio 2015 hasta julio 2016, nos presidirá el icono de Fourvière.

    Desde el inicio, los primeros maristas imaginan la Sociedad de María como un gran árbol con diferentes ramas: religiosos sacerdotes, religiosos hermanos, religiosas y laicos.

    El proyecto no obtuvo el reconocimiento eclesial en aquel entonces; quizás la coyuntura histórica no era la adecuada.

    Hoy día, las circunstancias son muy distintas. Reconocemos con agradecimiento que el Espíritu Santo ha hecho florecer entre nosotros la vocación laical marista. Miles de laicos y laicas de todo el mundo se sienten llamados a vivir el evangelio a la manera de María, según la tradición del P. Champagnat y de los primeros hermanos.

    Los orígenes de la Sociedad de María nos recuerdan que religiosos y laicos estamos asociados para la misión, y llamados a ofrecer el rostro mariano de la Iglesia, con nuestra manera peculiar de ser y de construir Iglesia.

    Nuestro último Capítulo general nos invitaba a una nueva relación entre hermanos y laicos, para servir mejor a la apasionante misión que la Iglesia nos confía.

    El mismo Capítulo decía: Contemplamos nuestro futuro marista como una comunión de personas en el carisma de Champagnat. Permanecemos, pues, abiertos a la creatividad del Espíritu Santo, que nos puede llevar, quizás, por caminos totalmente insospechados.

    - See more at: http://www.champagnat.org/000.php?p=360#sthash.4sUuBXM0.dpuf

    El 23 de julio de 1816, al día siguiente de su ordenación, un grupo de jóvenes sacerdotes, llenos de ilusión, se encamina hacia el Santuario de Fourvière, en Lyon.

    Bicentenary A los pies de Nuestra Señora, en la capilla pequeña que tengo detrás, hacen su promesa de constituir la Sociedad de María.

    En 2016 celebraremos los 200 años de esa promesa. Por eso, el segundo año, desde julio 2015 hasta julio 2016, nos presidirá el icono de Fourvière.

    Desde el inicio, los primeros maristas imaginan la Sociedad de María como un gran árbol con diferentes ramas: religiosos sacerdotes, religiosos hermanos, religiosas y laicos.

    El proyecto no obtuvo el reconocimiento eclesial en aquel entonces; quizás la coyuntura histórica no era la adecuada.

    Hoy día, las circunstancias son muy distintas. Reconocemos con agradecimiento que el Espíritu Santo ha hecho florecer entre nosotros la vocación laical marista. Miles de laicos y laicas de todo el mundo se sienten llamados a vivir el evangelio a la manera de María, según la tradición del P. Champagnat y de los primeros hermanos.

    Los orígenes de la Sociedad de María nos recuerdan que religiosos y laicos estamos asociados para la misión, y llamados a ofrecer el rostro mariano de la Iglesia, con nuestra manera peculiar de ser y de construir Iglesia.

    Nuestro último Capítulo general nos invitaba a una nueva relación entre hermanos y laicos, para servir mejor a la apasionante misión que la Iglesia nos confía.

    El mismo Capítulo decía: Contemplamos nuestro futuro marista como una comunión de personas en el carisma de Champagnat. Permanecemos, pues, abiertos a la creatividad del Espíritu Santo, que nos puede llevar, quizás, por caminos totalmente insospechados.

    - See more at: http://www.champagnat.org/000.php?p=360#sthash.4sUuBXM0.dpuf



    El 23 de julio de 1816, al día siguiente de su ordenación, un grupo de jóvenes sacerdotes, llenos de ilusión, se encamina hacia el Santuario de Fourvière, en Lyon.


    A los pies de Nuestra Señora, en la capilla pequeña que tengo detrás, hacen su promesa de constituir la Sociedad de María.


    Hoy día, las circunstancias son muy distintas. Reconocemos con agradecimiento que el Espíritu Santo ha hecho florecer entre nosotros la vocación laical marista. Miles de laicos y laicas de todo el mundo se sienten llamados a vivir el evangelio a la manera de María, según la tradición del P. Champagnat y de los primeros hermanos.


    Los orígenes de la Sociedad de María nos recuerdan que religiosos y laicos estamos asociados para la misión, y llamados a ofrecer el rostro mariano de la Iglesia, con nuestra manera peculiar de ser y de construir Iglesia.

    Nuestro último Capítulo general nos invitaba a una nueva relación entre hermanos y laicos, para servir mejor a la apasionante misión que la Iglesia nos confía.


    El mismo Capítulo decía: Contemplamos nuestro futuro marista como una comunión de personas en el carisma de Champagnat.


    Permanecemos, pues, abiertos a la creatividad del Espíritu Santo, que nos puede llevar, quizás, por caminos totalmente insospechados.

    En 2016 celebraremos los 200 años de esa promesa. Por eso, el segundo año, desde julio 2015 hasta julio 2016, nos presidirá el icono de Fourvière.

    Desde el inicio, los primeros maristas imaginan la Sociedad de María como un gran árbol con diferentes ramas: religiosos sacerdotes, religiosos hermanos, religiosas y laicos.

    El proyecto no obtuvo el reconocimiento eclesial en aquel entonces; quizás la coyuntura histórica no era la adecuada.

     

     

    El 23 de julio de 1816, al día siguiente de su ordenación, un grupo de jóvenes sacerdotes, llenos de ilusión, se encamina hacia el Santuario de Fourvière, en Lyon.

    Bicentenary A los pies de Nuestra Señora, en la capilla pequeña que tengo detrás, hacen su promesa de constituir la Sociedad de María.

    En 2016 celebraremos los 200 años de esa promesa. Por eso, el segundo año, desde julio 2015 hasta julio 2016, nos presidirá el icono de Fourvière.

    Desde el inicio, los primeros maristas imaginan la Sociedad de María como un gran árbol con diferentes ramas: religiosos sacerdotes, religiosos hermanos, religiosas y laicos.

    El proyecto no obtuvo el reconocimiento eclesial en aquel entonces; quizás la coyuntura histórica no era la adecuada.

    Hoy día, las circunstancias son muy distintas. Reconocemos con agradecimiento que el Espíritu Santo ha hecho florecer entre nosotros la vocación laical marista. Miles de laicos y laicas de todo el mundo se sienten llamados a vivir el evangelio a la manera de María, según la tradición del P. Champagnat y de los primeros hermanos.

    Los orígenes de la Sociedad de María nos recuerdan que religiosos y laicos estamos asociados para la misión, y llamados a ofrecer el rostro mariano de la Iglesia, con nuestra manera peculiar de ser y de construir Iglesia.

    Nuestro último Capítulo general nos invitaba a una nueva relación entre hermanos y laicos, para servir mejor a la apasionante misión que la Iglesia nos confía.

    El mismo Capítulo decía: Contemplamos nuestro futuro marista como una comunión de personas en el carisma de Champagnat. Permanecemos, pues, abiertos a la creatividad del Espíritu Santo, que nos puede llevar, quizás, por caminos totalmente insospechados.

    - See more at: http://www.champagnat.org/000.php?p=360#sthash.4sUuBXM0.dpuf

     

    Leer más...
® ... Instituto Morelos - Secundaria y Preparatoria
Como llegar

Ubicación Geográfica del Instituto Morelos Secundaria y Preparatoria

Como llegar de Guadalajara

Como llegar de Guadalajara                    Como llegar de Morelia

Juan N. López y Galeana s/n

Col. La Magdalena

Uruapan Michoacán

CP 60080

4525243765 y 4525243872

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra robots de spam. Necesitas activar JavaScript para poder verla

 

Noticias

Sistema 2.0

app.maristas.edu.mx

Control de calificaciones


Emilí Turú

Carta del Superior General Junio 2016 (Descargar)

Invitados a ser Jesús ante los moribundos de hoy.

Arranca un camino para Un nuevo comienzo, en tres etapas: (Montagne, Fourvière y La Valla)
(H. Emilí Turú, superior general de los Maristas)

 

Secciones

Quien esta en linea

Tenemos 2 invitados conectado(s)

Siguenos

 

 

Champagnat


Todo a Jesús por María...  Todo a María para Jesús.